Suspenden las pruebas operativas del F-35 en EE.UU. por coronavirus

Las pruebas operacionales de la aeronave en una base californiana han sido suspendidas como parte de las medidas para contener la epidemia.

Las actividades necesarias para completar la fase de prueba operativa del F-35 se han suspendido en la base de la Fuerza Aérea de EE.UU. en Edwards (California), que ha cerrado sus puertas a todo el personal no esencial, informa Defense News.

El avión de combate ya ha sufrido una serie de problemas caros de resolver.

Esta vez, las pruebas de vuelo se han paralizado por un tiempo indefinido, pero «se están llevando a cabo actividades selectas de laboratorio y pruebas en tierra», dijo Brandi Schiff, portavoz de la oficina del programa conjunto F-35.

El revés también podría marcar otro retraso para el programa llamado Entorno de Simulación Conjunta, o ‘Joint Simulation Environment’ (JSE), que permitirá al Pentágono ejecutar escenarios de amenaza en los que el F-35 se enfrenta a equipos militares de países como Rusia y China.

El programa del F-35, diseñado por la corporación estadounidense Lockheed Martin, el mayor contratista militar de Estados Unidos, ha experimentado una gran cantidad de problemas técnicos, sin mencionar sus crecientes sobreprecios.

Un nuevo informe de evaluación anual de Robert Behler, director de pruebas operativas y evaluación del Departamento de Defensa de EE.UU., obtenido por Bloomberg News en enero de este año  reveló más de 800 fallas de ‘software’ en el caza, así como defectos que impiden que sus armas alcancen sus objetivos. 

El documento dejó en claro que el programa, que ha costado más de 400.000 millones de dólares hasta ahora, tiene un largo camino por recorrer antes de que los aviones puedan estar totalmente operativos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *